Ver para creer
Ver para creer

Según medios internacionales el gobierno de Corea de Norte, encabezado por Kim Jong-un, castigó a tres estudiantes luego de ser sorprendidos escuchando K-Pop.


El gobierno asegura que tres alumnos fueron señalados por cantar canciones de K-Pop, por haber subido el dobladillo de su pantalón por encima de los tobillos y por haberse cortado el cabello como cantantes de este popular género.
Ante la denuncia el Ministerio de Seguridad del Corea del Norte tomó la determinación de detener a los adolescentes, quienes tienen alrededor de 14 años.


El castigo no es solo para los jóvenes, sus familias fueron expulsadas del condado donde residían, bajo el argumento de que no detectaron el comportamiento antisocialista de sus hijos.
Por su parte, los jóvenes fueron sometidos a un riguroso examen y posteriormente fueron enviados a un campo de reeducación para corregir su comportamiento.

También te puede interesar: Pfizer y BioNTech vacunarán a los atletas de los Juegos Olímpicos


Señalaron que los medios capitalistas buscan desestabilizar al país a través de la manipulación de sus jóvenes, su población más vulnerable, debido a que hay cierta envidia ante sus incorruptibles valores socialistas.


El gobierno norcoreano fue tajante al asegurar que los menores que vayan en contra de la ideología que impera en el país, no tendrán ningún tipo de consideración y serán castigados de la misma forma en que se hace con los adultos.