Se desploma Morena en la CDMX
Se desploma Morena en la CDMX

Dicen las malas lenguas que, la confianza que el pueblo de México le entregó a Morena en 2018 para erradicar la violencia y la corrupción se esfumo en las elecciones intermedias efectuadas este 6 de junio de forma alarmante para AMLO y los suyos.

Los resultados preliminares hasta el momento indican que el partido fundado en 2014 por Andrés Manuel López Obrador alcanzará la mayoría simple junto a sus aliados PT y PVEM, pero no la mayoría calificada en la Cámara de Diputados.
¿Qué ocurrió?

En los estados avanza en 11 de las 15 gubernaturas: Baja California, Baja California Sur, Colima, Nayarit, Sinaloa, Sonora Zacatecas, Guerrero, Tlaxcala, Michoacán y Campeche.

En la Cámara de Diputados, que era el objetivo de Morena para consolidar el proyecto de gobierno del presidente, el Partido Acción Nacional se reafirmó como la segunda fuerza política, detrás el Partido Revolucionario Institucional (PRI), que ganó espacios respecto a 2018, de acuerdo con los resultados dados a conocer por el consejero presidente del Instituto Nacional Electoral (INE), Lorenzo Córdova.

En esa proyección, los aliados de Morena, el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) y el Partido del Trabajo (PT), serían la cuarta y quinta fuerza en San Lázaro, mientras que Movimiento Ciudadano (MC) y el de la Revolución Democrática (PRD), serían la sexta y séptima fuerza, respectivamente.

Tradicionalmente, las elecciones intermedias se consideran una evaluación de la gestión presidencial y en los resultados históricos confirman que a la mitad del sexenio, el mandatario en turno, pierde un porcentaje de los votos obtenidos al arribar a la presidencia.

Lo dramático ocurrió en la CDMX y para muchos es una clara advertencia para el presidente que los ciudadanos no están de acuerdo con su modo de gobernar.

Los partidos aliados PAN, PRI y PRD ganaron a AMLO, 9 de las 16 alcaldías en disputa. Lo que para Morena y sus dirigentes reales y formales es un retroceso y significa que, los ciudadanos de su principal repertorio de votos no aprueban su gestión de gobierno y se expresan retirando su apoyo.

Es simple, más de la mitad de los ciudadanos de la CDMX, con su voto expresaron que no están de acuerdo con Morena y se lo hicieron saber al presidente de México y sus aliados.

Para muchos el verdadero derrotado de las elecciones es AMLO quién perdió en tan solo un proceso electoral la ciudad más importante del país.

A López Obrador le están diciendo los ciudadanos que o cambia su modo de gobernar o en unos años Morena pasará de ser la esperanza a la desesperanza de México.

Ni modo, ya lo mordió la viborita feliz.